Google Analytics

lunes, 1 de octubre de 2007

Enjaquecameinto extremis

Aterrado que está uno con todo lo que significa un cocktail de vértigo+velocidad+mareo, hasta la fecha había esquivado subirme a atracciones de feria con estas características o funciones.

Solo en una ocasión cometí el craso error de subirme al Dragon Kan (quizás porque era la inauguración del parque y todavía no tenía referencias de lo que producía el cacharro).

El caso es que en todo este tipo de atracciones extremas (al menos para el menda) en el momento en el que noto que la sensación de velocidad y vértigo me supera, tiendo a cerrar los ojos y apretar el culo con fuerza. Lo segundo no tiene mayores consecuencias pero lo primero tiene los efectos secundarios de marearte todavía más y generar un dolor de cabeza que suele tener 48 horas de duración como poco.

Ese es el estado en el que me encuentro hoy Lunes debido a que el sábado estuvimos en Port Aventura celebrando la despedida de soltero de Berni y por no hacer el feo me subí a atracciones que no me había subido jamás hasta la fecha…

El centrifugado mental valió la pena pero vuelta a la rutina del trabajo hoy me está costando un tanto más que cualquier otro Lunes…

1 comentario:

  1. Anónimo12:48 p. m.

    Ese síntoma se cura con rápidez con un par de vueltas en el pulpazo maya y un viajecito virtual con Flipper.

    ResponderEliminar